Elementos que componen un cartucho de proyectiles múltiples

- Artículos - diciembre 1, 2021
2,167 views 7 mins 0 Comments

Por: Gerardo Jair Jaime González

Los elementos que componen a los cartuchos de proyectiles múltiples tienen una gran diferencia a los cartuchos de proyectil único. Cabe mencionar que algunos de los elementos, como los proyectiles que disparan las escopetas, son esféricos en su forma y el anima de las mismas es regularmente lisa. En la actualidad esto ya no es general, pues podemos encontrar cartuchos de escopetas en las que se encuentra una sola bala de plomo sólido llamados slug y que condicionan a que el anima del cañón de la misma arma sea estriada, lo cual servirá de rotación al proyectil para romper con mayor facilidad las fuerzas externas que actuarán sobre él.

Los componentes del cartucho de proyectil múltiple son los siguientes:

Opértaculo de apertura: Elemento del cartucho del proyectil múltiple que, en la generación del disparo, y por las fuerzas de empuje generadas por la carga de proyección (pólvora), actuará como una abertura para expulsar los elementos balísticos que se encuentren dentro del cartucho.

Perdigones o postas: Regularmente son los que utilizan este tipo de cartuchos y pueden ser de plomo y de forma esférica, cada uno de ellos tiene las siguientes características:

Perdigones. Los perdigones son aquellos proyectiles cuyo diámetro oscila entre los 1.01 mm (.04”) y los 4.57 mm (.18”), con un peso de .0062 gramos y .5670 gramos.

Postas. Este tipo de proyectiles esféricos son aquellos en que los diámetros de estos suelen encontrar de 6.09 mm (.24”) y los 9.14 mm (.36”) con un peso de 1.334 gramos y 5.670 gramos.

Es importante mencionar que en la actualidad algunos delincuentes cambian las postas o perdigones por clavos, tornillos o cualquier otro elemento que considere pueda causar más daño.

Casquillo semimetálico: Los casquillos de este tipo de cartuchos puede ser de materiales tales como plástico duro o de cartón que soporten las temperaturas y presiones generadas por el ciclo de disparo, con una base de aleación de latón (70% cobre y 30% zinc) el cual tiene la ventaja de soportar las grandes cantidades de gas liberado del mismo. Como en los casquillos de cartuchos de proyectil único, solo tienen una sola parte inferior que son de latón y es donde se encontrará el detonador, cápsula fulminante o fulminante del mismo cartucho.

Taco: Es el elemento conformado de plástico, cartón o fieltro que sirven para separar la carga de proyección (pólvora) de las postas o perdigones, y en el ciclo del disparo sirve como amortiguadores para la liberación de presión generada por la pólvora en el cartucho.

Este elemento es de identificación en los disparos a corta distancia, en contacto o de apoyo, ya que puede encontrarse dentro del cuerpo de la víctima, lo cual será un identificativo de ayuda para la determinación de la distancia en que se perpetuo el disparo. En algunas pruebas de disparo, se ha llegado a determinar que el taco, al salir de la boca del cañón del arma puede alcanzar hasta los 25 metros.

Taza: Suele llamarse así a la parte metálica del cartucho que, por lo regular, se encuentra en la base de este y es el que contiene el detonador y la carga de proyección (pólvora).

Detonador, fulminante o cápsula fulminante: El detonador es la pieza metálica que se integra de las siguientes partes: el cuerpo o tacilla, compuesto inflamable, separador y yunque, este elemento es el que obliga a producir una flama que se conectará por medio de unos orificios, llamados oídos a la carga de proyección (pólvora).

Este elemento es el que contiene el compuesto inflamable que es un explosivo primario (un explosivo primario es aquel que detona mediante un estímulo externo, como lo es llama, fricción, impacto, corriente o descarga eléctrica, radiación, etc.), como el fulminato de mercurio, de ahí su denominación como fulminante o cápsula fulminante. Sin embargo, estudios arrojaron que el fulminato de mercurio es corrosivo a dicho explosivo y en la actualidad se ha sustituido por el azida de plomo o el estifnato de plomo que es un explosivo igual primario, pero menos corrosivo.

Carga de proyección (pólvora): Este compuesto ya lo abordamos en un artículo anterior, por lo tanto, ahora solo nos enfocaremos en las fases que sufre la deflagración de esta al momento del ciclo del disparo:

Fase 1. La ignición, la cual es el encendido de la carga producto de la transformación de fuego directo a gas a la carga.

Fase 2. La inflamación, que es la comunicación del fuego generado en la ignición a la carga, provocando un efecto de cadena que se comunicará a los demás granos de pólvora.

Fase 3. La combustión es la transformación de los granos de pólvora en gas.

Bibliografía:

  • Locles, Roberto Jorge, Tratado de balística, Buenos Aires, La Rocca.
  • De León Pinales, Pedro, Características de los Explosivos, México, Flores Editor y Distribuidor.
  • Ortiz Barrón, Adrián, La balística y sus Clasificaciones, México, Flores Editor y Distribuidor.

TAGS:
Comments are closed.